Ante robo de medidores que ha ido en aumento, la Policía Nacional y el gerente de EMSERPA vienen tomando medidas como operativos de control a establecimientos dedicados a la chatarrería.

 

             

 

En el recorrido se concientizó a los propietarios de estos sitios, de no comprar ninguna clase de medidores, ni tapas de alcantarillado, para así evitar la comercialización del bronce que tiene los micro-medidores, así como el hierro de las tapas, la idea, es frenar esta clase de mercado ilegal, y que, no se continúe con los robos de estos elementos perjudicando a la comunidad araucana.

 

              

 

 

La jornada de seguimiento y control se hace en cumplimiento de la ley 1801 de 2016, y se desarrolló en varios sitios de la ciudad, donde existen locales dedicados a la compra de chatarra, lugares donde se presume que es la parte final que tienen los ladrones para la venta de este material. Se presume que este delito, en su mayoría es cometido por habitantes de la calle, así mismo también se sospecha de algunas personas de nacionalidad venezolana que estarían inmersos en este delito quienes extraen el metal que se encuentra en su interior y posteriormente lo venden.

 

 

 

 

“Estamos alertando sobre esta situación, para que los usuarios ayuden a tener mayor precaución y tomar medidas de seguridad en las cajas de sus medidores, es importante recordarle que el usuario es el dueño del medidor desde el mismo momento de su instalación y adecuación, y a la hora de requerir un nuevo tienen que comprarlo”, señaló Andrea Del Pilar Pérez Quintero directora comercial.

 

 

Hernández Trujillo, había denunciado hace varias semanas esta problemática de robos de medidores y había pedido a las autoridades de policía más atención a esta nueva modalidad de hurto que se está implementando en la ciudad capital, esta situación ha convertido un problema, no solo para los usuarios, sino para la empresa, ya que se presentan desperdicios del preciado líquido a la hora de sacar o arrancar el medidor, teniendo que la empresa que realizar nuevas instalaciones para poder garantizar el servicio al suscriptor, quien a la vez tiene que adquirir un nuevo con recursos de su propio bolsillo.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *