En una jornada liderada por el gerente encargado de Emserpa Jahyl Hernández se realizó la limpieza de las cunetas este fin de semana, en el barrio Miramar, se pudo comprobar que la mayoría de las cunetas presentaban taponamiento por acumulación de escombros, lo que venia originando inundaciones en las vías de este sector debido a las fuertes lluvias que han caído en los últimos días, de igual manera esta acumulación de lodo y material desechable producía malos olores.

La empresa traslado el carro vac-com para la succión del lodo, y destapar las cunetas, así mismo se retiró del lugar las basuras y malezas que estaban taponando y que no permitían el normal recorrido de las aguas lluvias, estuvo presente el personal del área operativa.

Durante la jornada se vincularon habitantes del barrio y feligreses de la parroquia María Auxiliadora con el padre Álvaro Hernández.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *