A raíz de los primeros resultados de las investigaciones que involucra, entre otros a escoltas de las empresas Sevicol e Isvi, contratistas de la UNP, en el atentado contra el presidente Iván Duque, se develaron problemas que muestran el sinnúmero de desacierto dentro de la Unidad Nacional de Protección.

 

Wilson Javier Devia Pérez, presidente del sindicato de la entidad, rechazó la conducta de gente que no genera confianza pero es enganchada por las contratistas para integrar los esquemas de protección, sin filtros de selección eficaces, lo que decrece el prestigio de la Unidad, ya bastante menguado por la politización a que se ha sometido.

 

Devia Pérez reconoció que las investigaciones ya dan cuenta que en vehículos de la UNP y hombres de Sevicol, resultaron involucrados en el atentado a la Brigada 30 de Cúcuta y del ataque al helicóptero que transportaba desde el Catatumbo al presidente Duque Márquez, el pasado 25 de junio.

 

Vehículos  de la Unidad fueron utilizados para movilizar elementos explosivos y armas, para transportar a los encargados de la acción terrorista y para encubrir las acciones delincuenciales, aseveró Pérez.

 

Asimismo el funcionario de la UNP cuestionó que se esté permitiendo la presencia de escoltas reinsertados, quienes utilizan sus cargos para hacer inteligencia de manera delictiva a la entidad y atentar luego contra el mismo Estado.

 

En Arauca se están asignando esquemas de protección por politiquería, hay vehículos parqueados en las bahías de la alcaldía sin ser asignados a protegidos por los que se pagan millonarias sumas de arrendamiento; se desatienden a quienes revisten alto riesgo y sufren amenazas verdaderas, para asignar costosos esquemas por amiguismo, parentela o recomendación política, denunció.

 

La UNP invierte mensualmente 47 mil millones de pesos en la nómina de escoltas y otros 17 mil millones para el pago de arrendamiento de vehículos; explicó Devia Pérez.

 

El cerebro del atentado al Presidente y del ataque a la guarnición militar es Javier Alonso Velosa García, alias “John Mechas” un guerrillero de las Farc que se acogió al proceso de paz, fue amnistiado por Juan Manuel Santos y funge como cabecilla del frente 33 de las disidencias farianas.

 

Toda la entrevista con las espeluznantes denuncias del dirigente sindical puede ser escuchada en el siguiente link.

 

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *